9 habilidades necesarias para una emprendedora


A menudo me preguntan, ¿cómo le haces? Seguro eres un holograma, no es humano que una sola persona haga tantas cosas, sí, porque para los que no lo saben, yo soy Amigos, así que edito la revista, diseño, llevo las relaciones públicas, doy seguimiento a nota, planifico estrategias y actividades para niños7niñas, organizo reuniones, creo contenidos, programo las redes sociales, voy a entrevista, gestiono las entrevistas y además soy mamá (cocino, lavo, voy a fiestas infantiles, etc.)

Quieres saber mi secreto, pon atención:

1. Organízate
Soy madre emprendedora, es decir, que mi tiempo está limitado y sin importar los compromisos siempre estaré a la salida del colegio de mi hija para recibirla y atenderla, ¿cómo le hago? Fácil, me organizo y sistematizo todas mis actividades, sí, todas.

Llevo un calendario donde fijo mis metas, fechas de entrega, fechas para programar las redes sociales, para generar contenidos, para hacer llamadas y para dormir. Sí, tienes que dormir y descansar, tienes que tener espacio en la agenda para las amigas y reír, ríe mucho, eso llena de energía.

Aprende a usar tu teléfono celular, es el mejor asistente que podrás conseguir, en él puedes sincronizar tus redes sociales y correos electrónicos para estar siempre pendiente de los URGENTE, pero recuerda, no todo puede ser urgente, no eres un bombero, eres una emprendedora.

2. Toma de decisiones
Y no sólo para priorizar respuestas, sino para ejecutar acciones, es decir, “HAZLO”. No seas la eterna persona que siempre quiere hacer tal cosa, hazlo. Las cosas no suceden de forma espontánea, tú haces que sucedan. No te excuses en nada, y este es un punto muy fuerte, sobre todo en el caso de las mujeres emprendedoras, mujeres talentosas que sienten miedo y se boicotean, escudándose en la maternidad.

No eres una mala madre si pides ayuda o lo llevas a la guardería, escuela o buscas una nana para poder ir a esa cita, a esa junta, a esa presentación. Quizás te inviten un par de veces, pero si eres la que eternamente no puede, dejarán de incluirte. Y si de plano no consigues apoyo, incluye a tu hijo/hija en tus actividades, será complicado, cansado, muy pesado, pero también aprenderá a que tiene una madre fuerte que no se rinde y siempre busca opciones.

3. Tienes que se una excelente comunicadora
Tu llevaras tu marca a todo lugar que pises, sea un auditorio, una junta, una presentación, una fiesta o formada en una fila, y sin importar quien sea tu auditorio (madres, futuros clientes, periodista, políticos, etc.) deberán entenderte. No esperes que te dediquen horas, quizás sean 5 minutos, prepara tu mensaje como si fuera un tuit, y siempre, siempre tienes que estar lista.

Recuerda, no hay momentos idóneos, no esperes a…, eso es muy común, la gente piensa que cuando pasen las cosas deberá estar completamente preparada, bien arreglada, con una página excelente, con miles de seguidores, con… Pero el momento es cuando sucede, simplemente.

He conocido gente importante para mi proyecto en un elevador, en twitter, formada en la fila del colegio, aunque también me he aventado a ir a un programa de t.v. para correr tras ella para meterme a un camerino, como la vez que conocí a Fernanda Tapia, y en 5 minutos la convencí de darme espacio para una entrevista, sólo me arriesgue, confié en mi proyecto y lo exprese. Es simple, HAZLO.

4. No escondas los problemas, soluciónalos
No es fácil ser emprendedora y menos cuando no estas preparada, mentiría si dijera que lo sabía todo antes de iniciar, es más, cuando empecé no sabía a donde iba a llegar y por consecuente he enfrentado todo tipo de problemas, desde los económicos hasta los emocionales. Se llora mucho, y a veces se está muy sola. Tomate tu tiempo si lo necesitas, se vale llorar, se vale descansar, hacer un alto, desconectarte y luego piensa en una estrategia, en un plan B, y si necesitas ayuda, también exprésalo. Se autocrítica, aprende la lección y sigue adelante.

5. Empatiza con tu comunidad
Tus fans son los mejores voceros que puedes conseguir, por ello, cuídalos, contesta sus dudas, motívalos a participar. Sí, a veces preguntan información que está en el link y piensas, pero si lo puse todo ahí, no importa, contesta. Si ellos se toman la molestia en participar, en leerte, en preocuparse por tu trabajo, tu tomate la molestia de contestar.

No seas narcisista, no formaras una comunidad si comienzas con “mi empresa, mi producto, o si no se transmite en tu mensaje una emoción”, sin empatía no se vende ni se consiguen entrevistas. Forma tu propia identidad y muéstrasela al mundo.

6. Se paciente, ten vocación
El discurso del emprendimiento es que tienes éxito, llegan los patrocinadores y empiezas a facturar millones porque te vuelves viral, y quizás suceda, pero no siempre es así, y no por ello vas a renunciar. Ten objetivos claros, a corto, mediano y largo plazo y sobre ellos haz una estrategia, un plan B e insiste, insiste muchas veces.

He invertido años en una cita, sí, años, literalmente, aquí entre nos, la cita con UNICEF México me tomo 3 años, sí, 3 eternos años en los que les escribí con mucha frecuencia, me los encontré en infinidad de eventos, les mande correos, tuit, en fin, hice de todo. Aunque también ha habido citas que se lograron en un intercambio de tuit, sí, aunque no lo creas, twitter puede ser una excelente herramienta para hacer relaciones publicas.


7.  Se el fan número 1 de tu marca
Si tú no crees en tu marca o servicio como un producto susceptible de lograr los objetivos, estas perdiendo el tiempo y mejor dedícate a otra cosa. Sí, así de simple.

8. Capacítate
Una mala formación digital te hará perder mucho tiempo, además recuerda que desafortunadamente las redes sociales siempre están cambiando, revolucionando y tu comunidad también. En la web hay excelentes herramientas para hacer más amigable tu trabajo, desde buscadores hasta páginas para editar y hacer banner, (eso lo compartiré en otra post), sobre todo si estás iniciando y no cuentas con presupuesto para pagar diseñador.

No pongas excusas para aprender, algo que comúnmente me dicen, es que soy muy lista y por eso, sé tantas cosas, pero la verdad, es que no tengo recursos financieros y por ello trabajo al máximo mi creatividad.

9. Cuida tus relaciones públicas
He aprendido que las relaciones públicas son más importantes que el financiamiento, sí, aunque no lo creas. No importa cuánto tienes sino a quién conoces para no empezar de cero, y si no conoces a nadie, empieza a salir, ve a cuanta invitación llegué, sino llega ninguna, busca eventos referente a tu tema en redes sociales y preséntate, sí, así de simple. Si ya tienes un objetivo, un plan, sabes comunicar tu mensaje y eres perseverante, irás sumando triunfos.

Ahora, ponlo en marcha. Si necesitas una capacitación no dudes en comunicarte conmigo, también puedes suscribirte al blog, donde iré sumando tips de social media entre otras cosas.
Sígueme en twitter @angymeza

Besos
Informes aquí

Publicar un comentario

Entradas populares